Reputación e identidad en Internet

Cuando hablar “Sobre nosotros” puede hacer la diferencia

En el desarrollo de sitios web, especialmente cuando hablamos de quienes ofrecen servicios, es importante considerar una estrategia adecuada para elaborar nuestra carta de presentación o la manera en que hablaremos sobre nuestra organización.

Edificio con signo de información sobre él.

Ya casi no resulta novedoso que antes de tomar cualquier tipo de decisión, en especial a la hora de comprar, uno dedique algunos minutos a investigar sobre el servicio que buscamos y también sobre quienes lo entregan. Gracias al acceso a Internet, este es un ejercicio de confianza que cada vez se transa menos.

Saber a quién le entregamos nuestra confianza (y en ocasiones, nuestro dinero) es uno de los drivers de decisión que más se ponderan a la hora de elegir, dejando de lado avisos, banners, entre otros.

La importancia del contenido

A la hora de elaborar un mapa de contenidos o la arquitectura de un sitio web, es importante considerar un espacio en el que pueda vivir toda la información relacionada a nuestra organización, como sus creencias, valores, integrantes, entre otros.

Este tipo de contenidos muchas veces no es considerado como una prioridad, principalmente porque no corresponde a la sección que más tráfico o conversiones genera. Muy por el contrario, estas páginas (al no ser transaccionales) difícilmente podrán registrar conversiones significativas, aunque sí pueden asistirlas.

Hablar de un nosotros, desde el punto de vista comunicacional, es una oportunidad que pocas veces es explotada en todo su esplendor. Esto, porque aún estamos acostumbrados a la estructura misión/visión.

Sin embargo, el contenido “sobre nosotros” es flexible al punto de reflejar la personalidad y la filosofía de una marca; más allá de la clásica promesa de ser el/la mejor alternativa/servicio/producto, consolidándose como líder/referente/pionero dentro de la categoría. Y eso se puede lograr a través de recursos propios del Storytelling, entre otros.

Cómo le damos vida a estos contenidos

Todo lo relacionado a esta sección tiene que estar construido bajo la premisa de entregar información veraz sobre nuestra organización. Así podremos cumplir con las expectativas de los usuarios, quienes esperan recibir de nosotros información transparente a cambio de depositar su confianza en nosotros.

Para aprovechar aún más este tipo de contenidos, es importante considerar las herramientas y la información que tenemos disponible (y que también estamos dispuestos a compartir).

De acuerdo a una investigación de Nielsen Norman Group, los usuarios privilegian aquellas marcas o empresas que son capaces de mostrar autenticidad y transparencia, no sólo en sus sitios web, sino también en cada una de las interacciones que las personas tienen con ellos.

Para lograr esto, debemos aprovechar la aplicación de los siguientes recursos :

Usa fotografías reales

Intenta que las piezas sean capaces de reflejar el espíritu de la organización, sus valores, creencias y también a sus integrantes. En estos casos es mejor dejar de lado al siempre fiel banco de imágenes y sus fotos maqueteadas y procesadas.

Comparte la opinión de tus usuarios

Este puede ser considerado como un ejercicio de transparencia indiscutido. La opinión de éstos siempre será valiosa para quienes están investigando o buscando argumentos de confianza para la toma de decisiones.

Haz que el contenido refleje la identidad de la marca

Intenta elaborar un relato honesto y directo utilizando un tono cercano, tal como si fuera una conversación entre personas. No olvides que estamos hablándole a los usuarios, no a las máquinas.

Sé accesible

Tu marca debe mostrarse próxima y cercana, ya sea a través de perfiles de redes sociales, compartiendo la biografía de sus integrantes o incluso a través un servicio de chat. Mostrar interés (y por cierto tener la capacidad) de escuchar y conectar con los usuarios suma puntos en nuestra reputación.

Muchas empresas desarrollan una estrategia de contenidos que está enfocada en la omnicanalidad, es decir aprovechan este ejercicio de cercanía y “humanización” para traspasar la personalidad de marca a todas las plataformas en las que se tiene presencia activa. Ya sea en la web, sus redes sociales, campañas de mailing, entre otros.

 

Comunicarnos es un ejercicio sencillo y a la vez tan complejo, que muchas veces nos cuesta expresar con claridad las cosas que queremos decir. Por eso la comunicación, cuando es efectiva, es un activo de altísimo valor; permitiendo que tanto marcas como usuarios puedan relacionarse con fluidez.

Comentarios