Search Engine Optimization

¿Para qué sirven las metaetiquetas robots, noindex y nofollow?

En algunas ocasiones, los proyectos digitales necesitan bloquear la lectura e indexación de sus sitios web. Te contamos cómo las metaetiquetas robots, noindex y nofollow, cumplen esta tarea y cómo debes implementarlas.

metaetiquetas robots, noindex,, nofollow

Las metaetiquetas para bloquear la indexación y la lectura (noindex y nofollow) tienen usos muy específicos en los proyectos digitales. Si son usadas de forma incorrecta, los usuarios no podrán encontrar los contenidos y todos los esfuerzos serán en vano. Por esto es importante conocerlas y saber cómo utilizarlas.

Hace poco tiempo, identificamos en el sitio web de uno de nuestros clientes un caída abrupta en el tráfico orgánico.

Baja en el tráfico orgánico

A primera vista parecía que se trataba de una penalización. Revisamos Search Console y no encontramos mensajes sobre penalizaciones, así es que analizamos el sitio con una herramienta SEO. Los resultados nos indicaron que una metaetiqueta robots noindex estaba bloqueando la indexación.

metaetiqueta noindex detectada

Estas etiquetas se usan con frecuencia cuando los sitios web están aún en desarrollo. Sin embargo, en este caso se trataba de un proyecto con varios meses en funcionamiento.

Investigando, la mejor teoría a la que llegamos es que un administrador activó por error la casilla disponible en WordPress para bloquear la indexación.

función noindex en WordPress

Funcionamiento de las metaetiquetas noindex y nofollow

Las metaetiquetas robots son un complemento de los archivos Robots.txt. Con ellas, puedes indicarle a las arañas indexadoras si deben rastrear e indexar una determinada página.

Al incluir la metaetiqueta robots noindex, por ejemplo, la araña de Google rastreará la página, pero no la incluirá en los resultados de búsqueda. Esta instrucción se sigue aún cuando otros sitios enlacen a la página.

Para que funcione correctamente, es importante que la página no esté bloqueada en el archivo Robots.txt. Si está bloqueada, la araña no alcanzará a ver la etiqueta no index y podría indexarla.

Si quieres asegurarte de que Google vea las nuevas etiquetas, puedes solicitar un nuevo rastreo con la herramienta “Explorar como Google”, disponible en Search Console.

Cómo escribir y dónde poner las etiquetas

La metaetiqueta debe incluirse dentro del head del HTML de la página. Los valores que puedes usar son index, noindex, follow y nofollow, separados por coma.

El orden de los elementos no influye en su funcionamiento. Estos son ejemplos de su implementación:

  • Meta name=”robots” content=”index,follow”
  • Meta name=”robots” content=”noindex,follow”
  • Meta name=”robots” content=”index,nofollow”
  • Meta name=”robots” content=”noindex,nofollow”

La etiqueta nofollow no debe confundirse con el atributo que se usa en los enlaces. En el caso de la metaetiqueta robots, nofollow se refiere a todos los enlaces en la página.

Si la metaetiqueta se implementa por equivocación, basta con borrarla o modificarla para reactivar el tráfico. Sin embargo, si pasa mucho tiempo, los usuarios podrían pensar que la página ya no existe y dejar de visitarla. En ese caso, solo quedaría reforzar la estrategia de marketing para recuperar la visibilidad del proyecto.

Como consejo final, debes considerar que estas metaetiquetas son solo sugerencias para los buscadores. Es sabido que Google respeta las instrucciones, pero otros podrían no hacerlo, como por ejemplo los robots maliciosos que buscan vulnerabilidades.

Por esto, no recomendamos usar esta opción como una medida para proteger información sensible.

Colaboradora en Marketing de Contenidos
Gestiono contenidos para comunidades específicas, estimulando el flujo de información y la interacción con los integrantes de cada comunidad. Me interesa explorar las oportunidades que genera la interacción online entre las empresas y sus clientes.

Comentarios