World Wide Women: Mujeres y código - Blog IDA Chile | Estrategia para el éxito de tu negocio
Día Mundial de Internet

World Wide Women: Mujeres y código

Hasta los 80´s las mujeres fueron pioneras en el desarrollo de softwares. Actualmente, no representan ni siquiera a un 40% de la industria STEM. ¿Cómo fue que las matemáticas tras el viaje a la luna salieron del camino?

Computador, signo femenino y símbolos de programación.

Trabajar en tecnología siempre se tomó como una invitación a mejorar constantemente. “Cambiar el mundo”, esta es la frase que lidera o tiende a dar sentido al área de la tecnología a nivel mundial. Pero, ¿Es realmente así? ¿Estamos cambiando realmente el mundo? ¿O sólo mejoramos tecnologías que ya existen y que no cuestionamos?

En abril de este año, Melinda Gates cuestionó la industria de la tecnología, al estar construida por y para hombres blancos. Su principal preocupación, fue sin duda, la creatividad tras el financiamiento de la innovación, en una industria sesgada y poco inclusiva.

Melinda, analiza las cifras del año 2017, en la que “sólo el 2% de la financiación de capital de riesgo en EE.UU. se destinó a empresas nuevas fundadas por mujeres, y de ellas, solo una décima parte, un minúsculo 0.2%, fue para mujeres negras”.

Frente a esto, claramente es preocupante qué es lo que estamos produciendo. ¿Cómo podría hablarse de innovaciones pensadas en “cambiar el mundo”, en soluciones que sólo representan a mínimo porcentaje de la población? En una industria liderada por hombres, ¿cuáles son los problemas que se están solucionando con la tecnología e innovación?

¿Cuál es la diferencia?

En la década de los 90´s, algunas de las más prestigiosas universidades y escuelas de EE.UU. implementaron planes de estudio de programación que poco a poco fueron igualando el acceso de mujeres y hombres a la carrera de computación.

Eso tras la baja que sufrieron a finales de los 80´s. Década en la cual las y los estudiantes de computación, compartían sus salas de clase equitativamente. Sin embargo, tras el año 2000, las cifras de estudiantes mujeres volvieron a decaer. Aunque ingresaban a estudiar, sólo un 18% lograba obtener su título de ingeniera.

Actualmente, según datos del Foro Económico Mundial, al año 2017, América Latina y el Caribe es la región con mayor desigualdad en el acceso a la educación STEM alcanzando una diferencia del 30% entre hombres y mujeres.

La brecha en la educación, se refleja en el desarrollo de tecnologías poco representativas, en la cual los varones son más conocedores de las tecnologías y herramientas online. Según datos de la Comisión Europea (2018), el 31% de los hombres entre 16 y 74 años tiene habilidades digitales generales por encima de lo básico, mientras que de las mujeres, sólo un 27% maneja un conocimiento más profundo en herramientas web.

Al mismo tiempo, según datos del New York Times, las grandes empresas de tecnología actuales, como “Facebook, Apple, Google y Microsoft, no han superado la marca del 30 por ciento para mujeres en puestos técnicos, aunque un informe de este año de la Organización Internacional del Trabajo dice que las mujeres representan el 46.9 por ciento de la fuerza laboral de los EE.UU.”.

Tecnología e Internet

“Internet es para todos” es de las frases más famosas con las que podemos describir la web. Sin embargo, sin el desarrollo de la tecnología, Internet no existiría. Por ello, una pregunta válida y común es  ¿qué tan accesible es Internet ? A 30 años de su creación, sabemos que no todos están en ella.

Para el padre de Internet, Tim Bernes-Lee, el estado actual de la web es preocupante. Al año 2019, aún no ha logrado penetrar en todos los países del mundo. Y tampoco es de libre acceso y uso para todas las personas.

Más preocupante todavía, es el hecho, de que para quienes sí tienen acceso a la web, esta se ha convertido en un riesgo. Siendo el acoso y los comportamientos criminales, una de sus principales preocupaciones de Lee.

El canal de comunicaciones mundial

En Chile, las mujeres que sufren de violencia de género online, representan más de un 80% del total de las habitantes. Siendo ellas más vulneradas en Internet, de toda la población. Esta situación, está fuertemente ligada con la participación femenina en la tecnología.

Es importante tener en cuenta, que el uso de Internet y las consecuencias de no conocer correctamente los riesgos y formas de protección online, son repercusiones de la desigualdad que se vive en el área de la tecnología. Porque el hecho de que el canal de comunicaciones a nivel mundial, sea actualmente un riesgo para las minorías, es producto de las diferencias en el acceso a las STEM entre diversidades.

No debemos olvidar que en 1984 las mujeres llegaban a casi un 50% de la masa de estudiantes de programación en EE.UU., ¿Por qué habrá disminuido a menos de un 30% cuando las innovaciones avanzan? ¿Cómo ha influido la tecnología y cultura pop en desligar a las mujeres de las carreras matemáticas, cuando ellas estuvieron tras el primer viaje a la luna?

La tarea actual es, y sigue siendo, equiparar las oportunidades, y también, los medios. Para que las nuevas tecnologías sean inclusivas y representativas, deben estar las mujeres y diversidades, en los procesos de creación. Esa es la única manera de construir una sociedad más igualitaria y un Internet más seguro.

Logo IDA
Investigamos las tendencias en proyectos y estrategias digitales para complementarlas con nuestra experiencia en artículos informativos. Nuestro objetivo es aportar al desarrollo del área, discutiendo la efectividad de las tecnologías y técnicas aplicadas.

Comentarios